El encuentro, que se desarrolló en el Salón Rosario Vera Peñaloza del Palacio Sarmiento, se inició con el saludo de bienvenida de Francisco Miguens Campos, quien tiene a su cargo la Dirección Nacional de Cooperación Internacional del Ministerio, y Mary Godward, directora del British Council.

«Este Programa forma parte de las acciones que lleva adelante el Ministerio con el objetivo de fortalecer las políticas educativas nacionales y colaborar, con ese mismo espíritu, con otros países», señaló Miguens. En este sentido, el funcionario destacó entre las metas de esta iniciativa «la promoción de las lenguas de manera recíproca entre las naciones participantes, y la facilitación del diálogo entre los pueblos y las culturas». Y recordó que la cooperación internacional forma parte de los temas «de interés común» entre jurisdicciones y Nación, tal como lo manifestaron los miembros del Consejo Federal de Educación al rubricar la Declaración de Purmamarca el pasado 12 de febrero.

Por su parte, Godward explicó que el Programa de Asistentes de Idioma «es una de las actividades más antiguas del British Council» con el gobierno argentino, y que por este motivo siente «un cariño muy especial» por esta iniciativa. «Es importante que ustedes sepan que tanto el British Council como el Ministerio queremos que esta experiencia sea un éxito –dijo la representante a los jóvenes–. Sepan que estamos a su disposición para cualquier consulta, cualquier duda que tengan; la mayor parte de los becarios que participan del programa vuelven encantados con la experiencia».

Los asistentes de idioma son jóvenes británicos que, como parte de una experiencia intercultural, colaboran en la formación de los docentes argentinos de lenguas extranjeras; enriqueciendo el aprendizaje a través del intercambio cultural y abriendo la posibilidad de interactuar con un hablante nativo. Como contrapartida, fueron seleccionados en nuestro país seis becarios argentinos, profesores y estudiantes avanzados del idioma inglés, para llevar adelante el mismo Programa en el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte durante el ciclo lectivo 2016-2017.

El primero de los convenios que da origen a este Programa se suscribió en 1995. Desde entonces, esta iniciativa conjunta se ha desarrollado ininterrumpidamente con una muy buena acogida entre los actores participantes. Se trata de una propuesta de carácter federal, a través de la cual éste año, seis jurisdicciones reciben un asistente de idioma que se desempeña en los Institutos Superiores de Formación Docente, o bien en Universidades Nacionales. Los becarios seleccionados para participar de la edición 2016 se establecerán en Córdoba, La Pampa, Corrientes, Neuquén, Santiago del Estero y Tucumán.